Hoy se cumple un año de la botadura de este blog. Me siento muy feliz de nadar en vuestra compañía por este océano de colores, pleno de vida efervescente.

En homenaje al instante en que decidí desnudarme y entrar al agua os dejo con el mensaje que metí en la botella aquel 31 de enero de 2011. Un año después siento que lo escrito sigue inspirándome y llenando mi vida de notas desafiantes.

Gracias por estar ahí.

Del prólogo del ebook: Inteligencia Ética: la RSC de nueva generación. 2ª edición. (ver en Slideshare).

Tras dos décadas observando como construyen sus relaciones las empresas y los clientes, hemos llegado al punto de concebir los negocios como un encuentro donde se concreta un intercambio entre personas. Vemos los negocios como ese espacio y ese tiempo donde se crea la danza entre quienes dan y toman; entre quienes toman y dan.

Y la unidad elemental de ese intercambio, la moneda común, es la VIDA.

Vida de personas –empleados, proveedores…- puesta ahí para crear el producto; y vida de personas puesta ahí para alcanzar el recurso económico que les permita adquirir el producto.

Si contemplamos este fenómeno con suficiente distancia, como hace el artista al dar esos dos pasos hacia atrás, veremos que en todos nosotros habitan los dos hemisferios: a veces estamos siendo productores y a veces consumidores. Pero nuestra vida es sólo UNA, porque somos la misma persona que produce y consume.

Nuestra vida, la única que somos, se expresa tanto a través de nuestro rol de productor como a través de nuestro rol de consumidor. Entonces …

¿Qué ocurre cuando estamos consumiendo algo que nos parece excelente, y a la vez somos conscientes de que produce daños a terceros, o ha sido fabricado por seres humanos en cautividad?

¿Qué ocurre cuando somos conscientes de que la compañía que paga nuestro buen salario y promueve la conciliación de vida familiar y profesional, contamina el agua potable en el Tercer Mundo y paga para que no se sepa?

Ocurre que la VIDA QUE SOMOS entra en conflicto.

Nos sentimos divididos, fragmentados, nos hacemos más débiles, más pequeños … Entristecemos, aunque sea una décima de segundo, pero esa breve pincelada sombría queda en nuestro corazón. Por ello nos preguntamos:

¿Es posible crear modos de intercambio en los que el hemisferio productor y el hemisferio consumidor se vivan UNO, como UNA es la vida que somos?

Creemos que …

Una especie que ha accedido al fuego, la agricultura, las lenguas y las matemáticas; una especie que tiene conciencia de sí misma, que ha identificado y explicado los conceptos de “libertad”, “amor” o “verdad”; una especie que formula la teoría de la relatividad, o descubre que la materia es, esencialmente, vacío; una especie capaz de cantar a lo hermoso en poemas que traspasan la eternidad, que observa el firmamento y crea mitos para trasladar la sabiduría de generación en generación …

Una especie que presenta estos logros ¿podría estar interesada en armonizar sus hemisferios productor y consumidor en nuestras relaciones de intercambio, con el fin de que nos sintamos conectados con la vida que somos cuando producimos y cuando consumimos?

¿Esta especie estaría interesada en encontrar modos de intercambiar unidades de vida entre ambos hemisferios en una danza armoniosa donde no sintamos conflicto?

Nosotros, Pepa y Luis Miguel, creemos que esa danza es posible, es deseada por las personas y es una palanca de supervivencia futura para los negocios.

Y la música que inspira a los danzantes se llama Inteligencia Ética.

 

15 Responses to Un año después ¿por qué inteligencia ética?

  1. AliciaGS dice:

    Felicidades por este año de profundas reflexiones tan necesarias en este mundo en crisis. Momento importante porque también es una oportunidad, solo en estas circunstancias el hombre es capaz de volver a dirigir su camino y reinventarse. Blogs como el tuyo, señalan la dirección.

    un abrazo y felicidades de nuevo

  2. Susana Muñoz dice:

    ¡¡FELICIDADES LUISMI!! Gracias por vuestra iniciativa, por continuar con ella, por seguir inspirándonos a todos aquellos que, más o menos activamente os seguimos. Gracias por haber abierto la puerta a otro modo de pensar, de sentir, en definitiva, de transitar por la vida.
    Nuevamente Enhorabuena y Gracias. Un abrazo. Susana.

  3. Irene GarGo dice:

    ¡Muchas felicidades! y gracias a vosotros por hacer algo tan bueno.

  4. Begoña Navas dice:

    ¡Muchas felicidades a los dos! Vuestra iniciativa es fantástica. Seguid inspirandonos por favor durante muuuuuuchoooooo tiempo. Un abrazo.

  5. Juan Erquicia dice:

    Happy birthday to you, happy birthday to youuu, happpyyy…. dear Inteligencia Éticaaaaa, happyyy…
    ¡Feliz cumpleaños! Y a seguir cumpliendo…

  6. Gracias por compartir pensamientos, reflexiones que he adoptado y utilizo con frecuencia… la navegación continua y el futuro sigue tan incierto como siempre.

    ¡A seguir danzando!

    Un abrazo.

  7. guadalupe dice:

    Acabo de descubrir tu blog (gracias a un comentario tuyo en linkedin) y te quiero dar la enhorabuena.
    Me encantan los temas y cómo los tratas. Es una joya! Gracias por tu generosidad y por compartir tanta informacion interesante

    • Hola Guadalupe, bienvenida al blog.
      Gracias por tus palabras. En breve tendremos el placer de compartir con toda la comunidad datos relevantes sobre las motivaciones de los mecenas a financiar proyectos vía crowdfunding. Espero que podamos debatir al respecto.
      Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Set your Twitter account name in your settings to use the TwitterBar Section.